Cinco movimientos para un silencio: Variazione

N. Lygeros

Traducción al español de Eduardo Lucena González y Olga Raptopoulou




Volvemos a ver a los mismos personajes, bastantes semanas después de los terribles acontecimientos. Su lucha común los ha unido aun más. Desde ahora en adelante constituyen los dedos de la misma mano que no deja de escribir la historia para que no se olvide lo esencial. Cada uno de ellos está sentado en una mesa iluminada por una vela. El espacio da la impresión de una biblioteca oculta. Uno de los personajes levanta la cabeza.

Lucas


Antes de reescribir la historia del siglo pasado, no me había dado cuenta de que…Tiempo.

Ana


¿De qué no te habías dado cuenta?

Lucas


De la importancia del concepto de genocidio.

Juan


¡No es culpa tuya! Tiempo. Ni siquiera la lengua francesa había descubierto esta palabra antes de 1944, como si no hubiera existido anteriormente.

Mateo


Sin embargo, mucho antes de 1944 el siglo había sido herido por el genocidio.

Marcos


¿Quién recuerda sólo el 1915?

Lucas


Y hasta pienso que había un concepto mucho peor que el del genocidio…Silencio.

Juan


¿Cómo es posible?

Ana


¿El olvido?

Lucas


Sí, el olvido, pero no sólo…

Mateo


El reconocimiento… Tiempo. O quizás la negación del reconocimiento…

Lucas


Sí, esa es la idea. ¡La negación del genocidio es peor que el mismo genocidio!

Juan


No entiendo tu razonamiento.

Lucas


En la expresión “destrucción metódica” que caracteriza al genocidio la palabra metódica es la decisiva.

Mateo


Ahora entiendo lo que viene a decir Lucas. Tiempo. La propia justicia diferencia entre los crímenes de pasión y los crímenes premeditados.

Lucas


Lo que distingue a los dos es el propio método. Y la negación es la continuidad de este método.

Juan


A través del borrado de la memoria asesinan a los muertos.

Ana


No les basta con haberlos torturado, quieren que se mueran en el olvido.

Mateo


Los acontecimientos históricos pueden explicar la ejecución de un genocidio, pero sólo la inmoralidad puede caracterizar a la negación.

Juan


El genocidio es una herida para la Humanidad, mientras que la negación es la alienación del hombre.

Lucas


Algunos hombres no toman partido ya que no estaban en el momento de los hechos, pero no cuentan con que su neutralidad no sirve sino a los verdugos.

Mateo


En el genocidio veo la barbarie. Mientras que en la negación se encuentra su horror.

Ana


En el reconocimiento se halla mucho más que el deber de la memoria. Se encuentra la resurrección de un pueblo.

Marcos


Estoy de acuerdo con estas ideas, pero tenemos que ponerlas en práctica.

Juan


Por ese motivo escribimos la historia.

Lucas


Sin embargo, tenemos también que escribir la historia del futuro. Tiempo. Si queremos que los genocidios pertenezcan al pasado, debemos ocuparnos de su reconocimiento.

Marcos


Nuestros oponentes no son los verdugos que han muerto, sino los que siguen su obra a través de la negación.

Mateo


¿Y cómo convencer al que no sabe?

Lucas


Para vencer con él debemos nacer con él.

Juan


Para algunos, la redacción de la Declaración de los Derechos Humanos no tiene sentido aunque sea imprescindible.

Ana


A través del genocidio, la lucha es por la Humanidad.

Lucas


La Humanidad tiene también el derecho a existir.

Marcos


Como cada hombre libre.

Mateo


Tenemos que luchar contra cualquier país, contra todo sistema que viola los derechos humanos y no reconoce los genocidios.

Juan


Tenemos que luchar principalmente contra los países que han cometido los genocidios y no los reconocen porque sirven como ejemplos de cobardía.

Mateo


Sólo que se necesita actuar de manera prudente.

Ana


¿Cómo te atreves a hablar de prudencia cuando se trata de genocidio?

Mateo


No quise decir eso. Estaba pensando en vosotros, en ti y en Juan.

Ana


No es en nosotros en quien tienes que pensar, sino en los que no pudieron defenderse, en los otros que murieron porque existían, en los otros que no viven sino en nuestra memoria.

Juan


Eso es lo único en lo que debemos pensar.

Marcos


Conozco a alguien que sobrevivió al genocidio y ella nos podría ayudar.

Mateo


Tenemos que encontrarla lo más pronto posible.

Marcos


Entonces debemos ir a verla a su casa. No puede moverse ya. La torturas la han inmovilizado en su sillón.

Ana


La necesitamos. ¡Vamos!
Apagan sus velas y se van.







free counters


Opus